rss Canal spreaker Canal Ivoox Canal_Itunes Linkedin Google+ Youtube Facebook Twitter

Elaborar un DAFO y otras claves para prepararse una entrevista con éxito

redes sociales Comparte en Twiter Comparte en Facebook Comparte en Google+ Comparte en Whatsapp Comparte en Men&aecute;ame Sigue nuestro feed
preparar entrevista de trabajo preparar entrevista de trabajo

Presentarse a una entrevista de trabajo sin estar preparado puede ser un fracaso. Por esta razón los expertos de Hays nos proporcionan algunos consejos para afrontar de la mejor forma una entrevista. En ella será imprescindible demostrar una actitud positiva y cualidades como la auto-confianza, la adaptabilidad y la proactividad.

Los expertos de Hays participan en miles de procesos de selección cada año, y afirman que las entrevistas representan un factor decisivo dentro de estos procesos, pero hay muchos más factores a tener en cuenta. “La tendencia en los últimos años es adaptar las entrevistas según a quien se dirijan.

Para un candidato temporal, el foco de la entrevista se basa exclusivamente en sus habilidades, por tanto, es primordial que, en un corto periodo de tiempo, transmita qué capacidades de desarrollo y ejecución tiene para el puesto que demanda. Para ello, se recomienda que el candidato, previamente al encuentro, elabore un DAFO ya que le será de gran ayuda y le permitirá estar preparado para cualquier cosa que puedan preguntarle”. Estas son las típicas preguntas que haría un reclutador de Hays durante una entrevista de trabajo:

¿Por qué estás interesado en este trabajo?

Es recomendable que antes de una entrevista se pida una copia de la descripción del puesto que se oferta o, si no está disponible, preguntar a la persona de contacto qué es lo específicamente necesario y qué papel se espera de la persona seleccionada. A continuación, podremos responder a esta pregunta en línea con nuestra propia experiencia y metas a largo plazo.

Describa de qué manera trabaja con los demás

Conocer a la perfección todas las fortalezas, debilidades, oportunidades y amenazas es algo vital para una entrevista. Normalmente, los reclutadores muestran especial interés en averiguar cómo trabaja el candidato. Por este motivo, es bastante probable que nos inviten a describir como solemos trabajar en equipo. Los expertos de Hays creen que es relevante que los candidatos mencionen la habilidad de trabajar con personalidades y caracteres variados. 

Debe esperar preguntas técnicas

Es probable que nos hagan una serie de preguntas técnicas o específicas en relación a nuestra área de especialización. Estas preguntas suelen ser las más importantes porque revelan el conocimiento que tenemos tanto del sector como de nuestra especialidad. Hay que recordar que, si están contratando apoyo externo seguramente es porque su equipo interno carece de ciertas habilidades y por este motivo necesitan cubrir ese puesto con cierta rapidez. Es clave prepararse tantos ejemplos como sea posible para poder explicar con naturalidad las distintas tareas que hemos desarrollado en un antiguo trabajo.

Ser específico al describir nuestras tareas y proyectos, las habilidades que usamos para resolver los distintos retos y qué resultados obtuvimos es fundamental. Esta es la oportunidad para demostrar que se está dispuesto a involucrarse y hacer el trabajo como se esperan que lo haga. Haber realizado con anterioridad el DAFO, nos permitirá detectar las oportunidades que ofrece el trabajo para el que estamos aplicando, así como demostrar un genuino interés y una actitud positiva en la entrevista.

Cuéntame un caso concreto en el que tuvo que adaptarse rápidamente a un entorno laboral

Durante una entrevista, existen muchos aspectos que son convenientes controlar. Por este motivo, es importante estar preparado. Realizar un DAFO, nos permitirá contestar con más naturalidad a las preguntas, ya que este informe recoge la situación externa e interna en la que nos encontramos, tanto positiva como negativamente, y cuáles son nuestras debilidades-fortalezas (propias del candidato y que puede controlar), oportunidades-amenazas (externas al candidato y que no se pueden controlar).

En la mayoría de los casos, de los candidatos se espera que se adapten a la nueva oficina y a sus procesos rápidamente. Por ello, es recomendable invertir tiempo en investigar la organización para destacar qué aspectos nos han llamado la atención de toda la información recogida y qué beneficios consideramos que nos podrían aportar a su carrera profesional. Utilizar ejemplos de la vida real para demostrar los puntos fuertes que nos definen ayudará a impresionar al reclutador. 

¿Por qué aceptaría un trabajo temporal?

Vincular la respuesta a nuestras metas profesionales. Por ejemplo, ¿Desea ganar experiencia en nuevos ámbitos? ¿Quiere trabajar en proyectos diferentes para que le supongan un reto? Hay que asegurarse de que las razones que proporcionamos sean válidas para ellos también, para evitar que el reclutador no nos tenga en cuenta por falta de coherencia en las respuestas. Si, por ejemplo, nuestras habilidades comunicativas son una de las fortalezas, podemos mencionar que gracias a éstas somos capaz de aprender y adaptarnos rápido a nuevas situaciones o formar a nuevos miembros del equipo si fuera necesario. 

¿Cómo piensa abordar las responsabilidades que se exigen en este puesto?

Tanto si es para un puesto temporal como fijo, esta pregunta se hace con el objetivo de averiguar si el candidato tiene iniciativa y capacidad para resolver situaciones incómodas, qué destrezas le caracterizan, y cómo las aplica de manera eficaz. Es clave pensar en ejemplos que demuestren dichas aptitudes, habilidades y experiencias, así como proporcionar detalles específicos y pensar que cuando se contrata no sólo se busca a alguien con una experiencia determinada, sino también a una persona que ocupe un lugar en un equipo de trabajo, por lo que sus habilidades sociales también son importantes.

Por este motivo, cuando realicemos este ejercicio de autoexploración, nuestro DAFO personal, es recomendable dividir las fortalezas en dos categorías diferentes. Las que están relacionadas con el ámbito laboral (estudios y experiencias laborales) y las relacionadas con el ámbito personal (forma de ser). 

¿Tiene alguna pregunta?

El momento de hacer nuestras propias preguntas es perfecto para averiguar más información acerca de proyectos concretos que se hayan llevado a cabo en la propia compañía, denotando interés y curiosidad por la organización. “Si nuestra intención es que el entrevistador conozca quién somos, primero debemos conocernos a nosotros mismos. Saber cuáles son las debilidades y fortalezas que tenemos nos permitirá exponerlas de forma efectiva delante del entrevistador”, comentan los expertos de Hays. Conocer las oportunidades y amenazas nos permitirá demostrar que hemos hecho una ardua investigación sobre el entorno, la empresa, y el trabajo que se nos ofrece. Es crucial tener dominados estos puntos, para tratarlos con honestidad y lograr una gran entrevista.

Modificado por última vez: Martes, 16 Mayo 2017 11:39

Deja un comentario  Bases legales de los comentarios

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Para saber más sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas , consulte nuestra política de cookies. Acepto las cookies de este sitio.Acepto