redes sociales rss linkedin google+ youtube facebook twitter kioskofree

La redacción de El País no ha encajado nada bien la visita de  Arianna Huffington, la nueva niña mada del Grupo Prisa. En el diario no entienden el derroche y la demostración de ostentación que realizaron sus directivos para recibir a la editora, mientras se negocian a la baja las condiciones laborales de la plantilla.

 

 

El minuto a minuto de la visita de Arianna Huffington fue contado la propia editora en twitter. Una sucesión de encuentros, cenas –en Jockey y lujos de la mano de la plana mayor de Prisa. Nada se dejó al azar en un encuentro en el que los directivos del grupo encabezados Juan Luis Cebrián intentaron transmitir solvencia, confianza, normalidad y quizás un punto de ostentación, a la nueva miembro del Consejo de Administración de El País.

 

Desde luego la organización y este tour no han salido baratos y menos lo es la ficha de Arianna Huffington como integrante del Consejo, dos situaciones que contrastan con los ajustes que desde la dirección se piden a los trabajadores. Durante todo el año la dirección ha estado negociando con el Comité de Empresa las condiciones del nuevo convenio colectivo en el que se han debatido propuestas como recortar las pagas extras y establecer un sueldo de 18.000 euros anuales a los trabajadores nuevos.

 

El objetivo es reducir la masa salarial y evitar despidos en el diario, de momento una de las propias empresas de Prisa a las que no ha afectado el ERE. En este sentido nadie entiende la ‘fascinación’ de Prisa con Arianna Huffington y los recursos que se están gastando en ella, una protesta que ya se hizo pública cuando se fichó a la editora. Tampoco se entiende la inversión que se destinará a apoyar la salida del Huffington Post en España, un secreto a voces del que solo resta la confirmación oficial ambas partes.

 

La idea original de Prisa es reforzar los contenidos de El País en todos sus sotes y se ha fichado a Arianna Huffington para que ate una visión integradora de las nuevas tecnologías y 'potencie la transformación digital de El País'. En este entendido tampoco encaja que se financie un nuevo diario digital que se encuentra en la misma línea de elpais.com, y que podría dispersar el apoyo en dos cabeceras digitales en vez de una.

 

Seguiremos Informando…

 

 

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Para saber más sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas , consulte nuestra política de privacidad. Acepto las cookies de este sitio.Acepto