redes sociales rss linkedin google+ youtube facebook twitter kioskofree

actualizado 11:31 AM CEST, 27 May, 2015

CUBA (08/11/2006) Reteros sin Fronteras (RSF) reclama la libertad del periodista Guillermo Espinosa Rodríguez detenido en la ciudad cubana de Santiago de Cuba a finales del pasado mes de Octubre. Según explica RSF, la causa de su detención es la denominada 'peligrosidad social' es decir, la posibilidad de cometer un delito no el hecho de haberlo cometido. El periodista, que en el momento de su detención trabajaba para la Agencia de Prensa Libre Oriental (APLO) es el número 25 de la lista de periodistas detenidos este delito en el país.

CUBA (08/11/2006) Reteros sin Fronteras (RSF) reclama la libertad del periodista Guillermo Espinosa Rodríguez detenido en la ciudad cubana de Santiago de Cuba a finales del pasado mes de Octubre. Según explica RSF, la causa de su detención es la denominada ‘peligrosidad social’ es decir, la posibilidad de cometer un delito no el hecho de haberlo cometido. El periodista, que en el momento de su detención trabajaba para la Agencia de Prensa Libre Oriental (APLO) es el número 25 de la lista de periodistas detenidos este delito en el país.

 

RSF pide la libertad de Guillermo Espinosa un delito tipificado en el código penal que permite condenar a cualquier persona sin haber cometido ningún tipo de delito, simplemente ser considerados las autoridades cubanas susceptibles de cometer un delito.

 

Tras la detención de Espinosa, la represión contra la prensa se ha intensificado y ya han sido muchos más los casos de detenciones aunque con un desenlace diferente al experimentado el periodista de la APLO. Uno de ellos fue detenido el 2 de Noviembre en la capital cubana, se trataba de Roberto Santana Rodríguez, periodista de Cubanet, le detuvieron, se incautaron del material que el periodista poseía y lo pusieron en libertad.

 

El segundo de los casos ha sido el de Ahmed Rodríguez Albacia, trabajador de la agencia ‘Jóvenes sin Censura’, a quien un grupo de paramilitares expulsaron de su pueblo al este del país tras extraerle sus efectos personales y prohibirle la entrada de nuevo en la aldea.

 

Complicado es también el caso de la periodista Lamasiel Gutiérrez, que se encuentra en estos momentos bajo arresto domiciliario, bajo la advertencia de cárcel si abandonaba su domicilio y prosigue con su trabajo. Gutiérrez, que ya había estado detenida durante 5 meses, continúa siendo vigilada las Brigadas de Respuestas Rápidas.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Para saber más sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas , consulte nuestra política de privacidad. Acepto las cookies de este sitio.Acepto