Científicos europeos trabajan en un robot que permitirá operar fetos dentro del útero

Robot_Nonato
Publicidad

‘La mayoría de los defectos de naciento pueden prevenirse si intervenos pronto’, comenta el profesor Ourselin, científico de la University College de Londres (Reino Unido), institución que junto a la University of Leuven, de Lovaina (Bélgica) trabaja en el desarrollo de un minúsculo robot de tres brazos que permita operar fetos dentro del útero materno.

 

En caso de prosperar, este robot, además de tratar patologías como la espina bífida, el dispositivo podría llegar a intervenir en cardiopatías congénitas o entregar células madre a medida de cada paciente. Esta novedosa técnica podría ofrecer mayores beneficios a los pacientes, reduciendo la invasión del procediento y minizando las posibilidades de un parto prematuro.

 

Su desarrollo supondrá 17 millones de dólares y será financiado el Wellcome Trust y el Consejo de Investigación de Ingeniería y Ciencias Físicas del Reino Unido. El dispositivo consistirá en una cámara fotoacústica que ofrece ágenes 3D del feto en tiempo real, que ayudará a guiar a dos brazos flexibles para llevar geles o parches para sellar el espacio en la columna vertebral de los bebés con espina bífida.

 

Las expectativas del equipo de Ourselin son intentar penetrar en el útero materno alrededor de la decosexta semana de gestación. Y es que, si bien las intervenciones quirúrgicas en nonatos son ya una práctica habitual entre los profesionales sanitarios, éstas se reservan para los casos más graves.

 

El profesor y líder del proyecto explica: ‘El propósito es crear una tecnología de cirugía no muy invasiva para tratar una amplia gama de enfermedades en el útero… Operar a bebés en el vientre no debería ser tomado a la ligera. Necesitamos las mejores herramientas para hacer algo como esto, y este proyecto asegurará que los tengamos en los próxos años’.

 

Seguiremos informando…


Publicidad
Publicidad

Salir de la versión móvil