Llegan, por fin, las videollamadas de Whatsapp… ¿Complicadas de usar?

Publicidad

Llevamos tanto tiempo oyendo hablar de ellas que resulta complicado creerse que, por fin, estén a punto de llegar a nuestras manos. Nos referimos a las videollamadas que Whatsapp lleva anunciando durante meses. ¿Qué aporta veracidad a esta nueva información? El hecho de que en la versión beta, la 2.16.318 (para iOS y Windows Phone), ya hayan podido probarse (para que los usuarios de Android lo hagan, queda algo más de tiempo). Así, y con la versión “para todos los públicos en camino”, se nos plantea una pregunta: ¿Qué pasos hemos de seguir para realizar dichas videollamadas?

El proceso es sencillo, aunque conlleva un paso imprescindible (al menos hasta que salga la versión estable): hacerse probador (o betatester). El proceso no es complicado y se resume en un simple registro en su página web. Una vez este dado de alta, se descargará, e instalará, el producto en tu Smartphone. También puedes optar por la vía manual, que consiste en la instalación de la APK (como con cualquier otra aplicación o juego). Eso sí, debes recordar que para hacer la videollamada en Whatsapp, el receptor debe contar con las mismas condiciones que tú. Sino, será imposible.

Tras esto, lo normal es que todo funcione bien. De ser así, el proceso no difiere en nada con el de una llamada habitual. Bastará con acceder al contacto y pulsar el icono de llamada. Dos opciones se abrirán ante ti: llamada de voz o de vídeo. Elige la última y… ¡listo! Sin embargo, cabe la posibilidad de que la videollamada te falle. De hecho, está pasando más de lo esperado (algo habitual, por otro parte, en una BETA). Si estás entre los afectados, sólo debes ir al menú de Aplicaciones y borrar tanto los datos del producto como la caché. Logearte será el siguiente paso (junto a la aceptación de los permisos) y, con todo, debería de funcionar a la perfección.

Seguiremos Informando…

Publicidad
Publicidad

Salir de la versión móvil