Los riesgos asociados al consumo de alcohol y drogas, eje de la jornada de la VI Semana de la Seguridad Vial Laboral de Fraternidad-Muprespa en Asturias

Fraternidad-Muprespa en Asturias
Publicidad

Fraternidad-Muprespa, el Instituto Asturiano de Prevención de Riesgos Laborales, Proyecto Hombre C.E.S.P.A y Driven You organizaron, con motivo de la celebración de la VI Semana de la Seguridad Vial de la Mutua, una jornada celebrada en la sede del Instituto, bajo el título “Accidentes Laborales de Tráfico: adicciones versus conducción segura. ¿Somos conscientes de nuestro comportamiento al volante?”.

Esta semana organizada por la Mutua entre el 13 y el 21 de noviembre, en torno al Día Mundial de las Víctimas por Accidentes de Tráfico, concitó entre otras empresas mutualistas a Aguas de Avilés, Asturagua, Taresco, Eumédica Pharmaceuticals, New Constructions, Algama, Cruz Roja Española, Kaefer, Lextransport u Ocio Oviedo.

Iván Fernández, consultor de prevención de Fraternidad-Muprespa comenzó recordando que en España hubo el año pasado 1.214 víctimas mortales en accidentes de tráfico y un 14% de ellas había consumido psicofármacos. Asimismo explicó que “conducir con falta de sueño o bajo los efectos del alcohol multiplica por cuatro la probabilidad de sufrir un siniestro, pero si se dan ambos factores, la probabilidad se multiplica por 30”.

También destacó la importancia de las nuevas tecnologías, tanto para la formación y mejora de la conducción, Fraternidad-Muprespa cuenta con equipos de realidad virtual inmersiva, como, en su aspecto negativo, por las distracciones al volante que pueden generar.

A continuación fue el turno de Humberto Sáez, jefe de sección del área de formación del Instituto Asturiano de Prevención de Riesgos Laborales, que describió el Sello Asturiano de Seguridad Vial, uno de los pioneros en España y llevó a cabo con los participantes una práctica con gafas que simulan fatiga, haber bebido alcohol o haber consumido drogas.

Orlando Menéndez, subdirector del Área de PRL de Proyecto Hombre Asturias, Fundación C.E.S.P.A., intervino a continuación para hacer hincapié en los efectos del alcohol, el cannabis o la cocaína, entre otras sustancias nocivas, en la conducción. “Se trata de sustancias que están presentes hasta en el 50% de las víctimas por accidente de tráfico en nuestro país”, destacó, para añadir que  también el aumento del consumo de medicamentos con efectos sobre la capacidad psicomotora es “una problemática que va en notable aumento”.

Chema Menéndez, cofundador y director de operaciones de DrivenYou Formación, también compartió una práctica en un simulador hiperrealista y se centró en cómo aplicar la tecnología para sensibilizar a los conductores, especialmente para fomentar la empatía y la conciencia sobre las dinámicas de conducción de vehículos diferentes al automóvil, por ejemplo vehículos grandes, como un camión o un autobús, o más pequeño, como una moto.

Mayte Belver, directora provincial de Fraternidad-Muprespa en Asturias, clausuró la magnífica jornada poniendo el foco en lo más destacado priorizando la responsabilidad en el control de las adicciones que ha de llegar de la mano de las empresas, las entidades públicas y las instituciones responsables de la seguridad y salud de la población.

En el Principado de Asturias, atendiendo a los datos de siniestralidad de las empresas mutualistas de Fraternidad-Muprespa desde 2020 y hasta el pasado 8 de noviembre, se registraron un total de 321 siniestros, que han supuesto un coste de Incapacidad Temporal estimado de 538.000 euros y 14.600 días de baja.

Publicidad
Publicidad

Salir de la versión móvil