Jueves, 18 Mayo 2017 17:23

Todos los museos no son accesibles

Escrito por

Los Museos celebran este 18 de mayo su Día Internacional, fiesta cultural en todo el planeta y jornada de puertas abiertas al mundo del arte, fecha que sirve para reclamar mayor accesibilidad para las personas con discapacidad auditiva. La Asociación “CLAVE atención a la deficiencia auditiva” (www.oiresclave.org ) ofrece en su página web las pautas para adaptar los museos y suprimir barreras en la comunicación: uso de audioguías con bucle, videoguías, aplicaciones específicas para museos, posibilidad de descargar información en dispositivos móviles sin olvidar las tradicionales hojas informativas.

Gracias a la tecnología se han conseguido muchos avances en este sentido, pero todavía falta. La accesibilidad es un concepto que afecta a la web, a la expedición de entradas, al personal que atiende al público en las salas y en las cafeterías o a las conferencias que se imparten. Falta formación específica para los empleados que favorezca la comunicación: hablar mirando frente a frente, usar gestos o escribir. También podría considerarse la contratación de algún trabajador que conozca la lengua de signos o un servicio de tele-interpretación. Además hay que incluir en el plan de prevención de riesgos el personal responsable en la evacuación de personas con discapacidad.

Asimismo, seis museos de España, Reino Unido y Austria están trabajando en el proyecto Arches (Accessible Resources for Cultural Heritage EcoSystems), una iniciativa que pretende desarrollar nuevas estrategias y herramientas que faciliten el acceso a recursos culturales, dentro y fuera de los museos a personas con dificultades sensoriales y cognitivas. El proyecto está financiado por la Unión Europea en el marco del programa Horizonte 2020. Por parte española están representados el Museo Thyssen-Bornemisza, el Museo Lázaro Galdiano y el Museo de Bellas Artes de Asturias.

Arches gira en torno a tres ejes: una metodología participativa de investigación, la reutilización de los recursos digitales existentes y el desarrollo de tecnologías innovadoras. La metodología participativa de investigación se concentra en personas con dificultades de aprendizaje y problemas sensoriales. Se han constituido grupos en los que estas personas, durante año y medio, realizarán visitas a los museos para así definir, valorar y validar las aplicaciones desarrolladas.

CLAVE tiene disponible en su web el documento “Un museo para todos. En especial para la personas con discapacidad auditiva”  y  una Guía de Lugares Accesibles en la que se detalla toda la información necesaria sobre los espacios adaptados en todas las Comunidades Autónomas, entre ellos los museos.