rss Canal spreaker Canal Ivoox Canal_Itunes Instagram Linkedin Youtube Facebook Twitter

Ciudadanos vive su peor crisis de imagen en un periodo clave para los pactos electorales

redes sociales Comparte en Twiter Comparte en Facebook Comparte en Google+ Comparte en Whatsapp Comparte en Men&aecute;ame Sigue nuestro feed
Destacado Ciudadanos vive su peor crisis de imagen en un periodo clave para los pactos electorales Ciudadanos vive su peor crisis de imagen en un periodo clave para los pactos electorales

La imagen del partido de Albert Rivera se ha visto golpeada en las últimas jornadas tras las innumerables voces que critican el viraje a la derecha de la formación, los pactos 'arreglados' con Partido Popular y Vox, y la negativa feroz a valorar una entrada en el Gobierno socialista. Las salidas del portavoz económico de la formación Toni Roldán, del eurodiputado Javier Nart y del líder en Asturias Juan Vázquez han evidenciado la crisis interna que vive el partido respecto a su ideología y su objetivo final en la política española.

A pesar de que Rivera quiso sobrellevar la salida de Roldán de la mejor manera e incluso le dio las gracias por su trabajo con un mensaje en Twitter, en el que también daba la bienvenida a Marcos de Quinto a la ejecutiva de la formación, el ya exportavoz económico se fue con un duro discurso en el que se cuestionó la labor del partido con preguntas retóricas como: “¿Cómo vamos a luchar contra la dinámica de confrontación de rojos y azules que vinimos a combatir si nos convertimos en azules?” o “¿Cómo podemos construir un proyecto liberal en España si no somos capaces de confrontarnos a la extrema derecha?” .

La crisis de imagen de Ciudadanos ha llegado a las redes sociales. En la plataforma Twitter se ha convertido en tendencia la sentencia “Dejo Ciudadanos” en una clara alusión al partido de Rivera, que se ha plagado con mensajes en distintos formatos sobre las decisiones adoptadas por la formación en las últimas semanas.

 

La reacción de la formación

Ciudadanos no tardó en responder a la salida de Toni Roldán. Lo hizo en un breve espacio de tiempo y a través de su portavoz en el Congreso, Inés Arrimadas. Ésta se puso frente a los medios de comunicación y defendió el trabajo del partido con la estrategia de pactos que está adoptando tras las elecciones; al mismo tiempo, recordó que dicha estrategia sigue los acuerdos adoptados por unanimidad por la ejecutiva de Ciudadanos, en la que estaba el propio Roldán.


La comparecencia de Arrimadas también permitió ver una rápida reacción de la formación, que anunció quien sustituiría a Roldán en la ejecutiva: Marcos de Quinto.

Crisis interna

A pesar de la rápida reacción de Ciudadanos, varios fueron los que mostraron su apoyo a Roldán y a su decisión a nivel interno. Una de las personalidades que evidenció esta fractura interna fue el eurodiputado Luis Garicano, quien envió un mensaje de apoyo al exportavoz económico y de agradecimiento por su trabajo en el proyecto, al tiempo que recalcó: “Seguiré luchando por esas ideas”.


La crisis de Ciudadanos ha explotado en plenas negociaciones a nivel autonómico y a nivel nacional, donde la formación de Rivera se ha negado por activa y por pasiva a sentarse a dialogar con el actual presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, de cara a un futuro pleno de investidura. Asimismo, numerosas voces critican el acercamiento que ha experimentado la formación naranja a Vox, partido que ha apoyado los acuerdos de gobierno alcanzados en la comunidad andaluza o el ayuntamiento de Madrid.

Cabe destacar como, en Barcelona, este viraje quedó patente y demostró las desavenencias existentes a nivel interno. El ex primer ministro francés Manuel Valls partía como cabeza más representativa de la formación en los comicios de la Ciudad Condal y ha visto como Ciudadanos decidía romper la coalición existente después de que apoyase a Ada Colau a fin de evitar que el independentista Maragall se hiciese con el bastón de la ciudad.


En su despedida de la formación de Rivera, Valls denunciaba la “deriva” que había tomado el partido al pactar con Vox, “una formación reaccionaria y antieuropea”.

Estrategia fallida de comunicación

Todos estos dimes y diretes frente a la opinión pública han evidenciado la estrategia de comunicación impulsada por la formación para explicar el porqué de sus movimientos. Es reseñable la situación que se ha dado en aquellas instituciones en las que necesitaban los votos de Vox donde, de puertas hacia afuera, evidenciaban un claro distanciamiento con el partido de Abascal, pero su apoyo era necesario para hacer efectivas sus decisiones.

Reseñable ha sido el acuerdo de los presupuestos de Andalucía, donde los logos de PP, Ciudadanos y Vox aparecían juntos en el documento firmado para que el partido de Abascal retirase la enmienda a la totalidad.  

Seguiremos informando…

Modificado por última vez: Martes, 25 Junio 2019 13:55

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Para saber más sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas , consulte nuestra política de cookies. Acepto las cookies de este sitio.Acepto