rss Canal spreaker Canal Ivoox Canal_Itunes Instagram Linkedin Youtube Facebook Twitter

El Instituto Cardiovascular Campo Grande abre sus puertas

  • Escrito por redacción prnoticias
  • Publicado en Otras noticias

El Instituto Cardiovascular Campo Grande abre sus puertas este año con la misión de constituir un centro de excelencia, vanguardia y alta tecnología enfocado al paciente con patología cardiovascular.

 

El objetivo principal de este Instituto es proporcionar una ATENCIÓN GLOBAL AL PACIENTE para que pueda ser atendido de cualquier dolencia cardiaca o vascular. Para ello, el Instituto ofrece unidades especializadas, interrelacionadas entre sí, de manera que el paciente siempre tenga una atención integral de su patología (consulta, diagnóstico, tratamiento y seguimiento).

 

Estas Unidades son: Cardiología (consultas externas, pruebas diagnósticas y urgencias 24 horas), Hemodinámica, Electrofisiología, Cuidados Intensivos, Unidad de Cirugía Cardiaca, Angiología y Cirugía Vascular, Radiología Intervencionista, Prevención de riesgo cardiovascular, Enfermería Especializada y Anestesiólogos especializados.

 

El Instituto se apoya en el resto de servicios y unidades del Hospital Campo Grande tanto asistenciales como no asistenciales. En referencia a esto, cabe destacar la importancia, a la par que la necesidad, de contar con la Unidad de Vigilancia Intensiva del Hospital Campo Grande, la única UVI privada de Castilla y León las 24 horas del día. Esta Unidad, dirigida por el Dr. Pino Rebolledo, profesional con más de 35 años de experiencia en el ejercicio de la profesión y amplio historial en la atención de pacientes cardiológicos, está formada por un equipo de profesionales especialistas en medicina intensiva, y no solo por anestesistas, como es común en otros centros privados de la provincia.

 

En sanidad la tecnología está ligada directamente a la calidad asistencial y es imprescindible y necesario renovarse e invertir. El Hospital Campo Grande, como agente proveedor de salud, consideró de suma importancia la inversión en nuevas tecnologías, apostando por un equipo de última generación cuya característica más destacable es la baja radiación que reciben tanto los pacientes como los profesionales, expuestos hasta la fecha, con las tecnologías anteriores, a radiaciones muy superiores con equipos ya prácticamente obsoletos y en desuso en la actualidad.

 

A partir de ahora se pueden tratar patologías cardiacas realizando angioplastias coronarias, tratamiento de arritmias, implantes de marcapasos, incluso abordar de forma multidisciplinar el tratamiento de lesiones cardíacas complejas como la implantación endovascular de válvulas aórticas, la reparación de válvulas cardíacas o la corrección de defectos congénitos en niños y adultos sin necesidad de cirugía abierta.

 

En cuanto a la neurología intervencionista, ésta es un tipo de cirugía mínimamente invasiva que se basa en el diagnóstico y tratamiento de determinadas lesiones en zonas como el cráneo o la médula espinal, a través de los vasos sanguíneos. Gracias a esta técnica, pueden evitarse, hasta en un 80% las intervenciones quirúrgicas en ciertas patologías como en los aneurismas y malformaciones arteriovenosas.

 

En aquellos casos que precisen la intervención quirúrgica (malformaciones arteriovenosas, tumores vasculares…), el doctor puede preparar la lesión y facilitar el camino para que la cirugía sea mucho menos traumática y disminuir así los riesgos hemorrágicos de manera considerable. Actualmente, se han conseguido tratar con éxito múltiples patologías como, aneurismas, malformaciones arteriovenosas intracerebrales, medulares o tumorales.

 

Otro de los grandes avances, es el poder realizar la dilatación de las estrecheces de las carótidas (angioplastia) e incluso de las arterias intracraneales, previniendo el ictus cerebral.

 

El paciente se verá beneficiado por el uso de esta tecnología gracias al mayor confort de esta técnica. Además de evitar complicadas intervenciones y duros postoperatorios, los diagnósticos y terapias resultantes serán de gran confianza debido a la mayor calidad del equipamiento. Además, la cantidad de contraste inyectada al paciente (cuando éste sea necesario) en estas pruebas, es menor que en las pruebas realizadas hasta ahora.

 

Pero sin duda, la característica clave de este equipo es la baja dosis radiológica tanto para los pacientes como para los profesionales, sometidos habitualmente a una radiación muy superior en los sistemas convencionales. Allura Clarity aporta una calidad de imagen muy superior a la de tecnologías anteriores con una dosis radiológica muy inferior. De hecho, los estudios realizados con este equipo reconocen reducciones de dosis que superan el 70% en el área de la neuroradiología.

 

 

newsletter

Suscríbete a nuestro boletín de noticias

* indicates required

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Para saber más sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas , consulte nuestra política de cookies. Acepto las cookies de este sitio.Acepto