martes, 29 septiembre, 2020

Poliamor, ‘OT’ y cruising: ‘La vida moderna’ organiza el debate electoral más surrealista

Los tres contendientes de 'El debate de la purria' ('La vida moderna')

Las elecciones generales del próximo 28 de abril están cada vez más cerca, lo que ha provocado que los medios hayan albergado diferentes debates en los últimos días. Para poner fin a tanta crispación y tensión, La vida moderna emitió este jueves su propio debate que, como no podía ser de otra manera, estuvo bañado de humor, surrealismo y commedia, con dos emes.

Rubén Wagensberg (diputado de ERC en el Parlament de Cataluña), Enrique Maestu (candidato de Unidas Podemos al Senado por Soria) y Rubén Couso (candidato de UPyD a la Asamblea de Madrid) fueron los contendientes de El debate de la purria, que transcurrió entre bromas “Los líderes de vuestros partidos os están mirando ahora mismo diciendo ‘no, no, no’”, apuntó Ignatius Farray.

“Estáis los tres al tanto de las condiciones del debate… No hay”, añadió David Broncano, que añadiendo que “si alguien se pone el micro y se tira un pedo gana directamente el debate y se convierte en rey”. El presentador explicó que cosas como “hacer ruidos graciosos, repetir lo que ha dicho el otro con voz de imbécil, hacer el baile de ‘nos vamos a votar’, el insulto físico, rezongar o la demostración de fuerza física” también suma puntos.

 baile_urna.jpg

Los tres contendientes tuvieron un primer minuto para explicar por qué los oyentes debían votar a sus respectivos partidos. “Tenéis que votar a ERC porque no os vais a quedar sin Gabriel Rufián en el Congreso”, comentó Rubén Wagensberg, a lo que Ignatius replicó que eso era “chantaje emocional”. “¿Rufián sabe que estás aquí?”, preguntó Broncano, que recibió una respuesta afirmativa por parte del diputado: “Me ha mandado él”.

Entre los temas que se abordaron en el debate estuvieron el cruising, las drogas, OT o el poliamor. “El poliamor en Soria es un calvario”, apuntó Enrique Maestu, provocando que una explosión de risas entre público y los presentadores. “Es uno de los motivos por los que queremos que se repueble la región”, añadió el candidato de Unidas Podemos. Maestu fue uno de los más activos durante El debate de la purria, llegando a levantar a Ignatius y a Broncano a la vez. “Habrá votantes de Vox que estarán diciendo ‘está como un toro, el cabrón’”, comentó Ignatius.

Tras el ‘minuto de oro’ final, en el que cada uno resaltó las principales propuestas de sus respectivos partidos con un toque de humor, el trío de presentadores decidió finalizar El debate de la purria sin escoger a un ganador, proponiendo a los tres contendientes realizar ‘el baile de la urna’ al ritmo de Yo ya no quiero ná.

Seguiremos Informando…

Noticias recientes

Newsletter
Logo prnoticias

Suscríbete a nuestro newsletter!

Recibirás nuestro boletín de noticias y contenido exclusivo.