En la Tierra a martes, julio 16, 2024

EN UN MOMENTO SOCIAL QUE REQUIERE INMEDIATEZ Y PERMANENCIA 

Las marcas se enfrentan a desafíos sin precedentes para destacar y prosperar

DEBEN DIFERENCIARSE DESDE LO INTANGIBLE Y PERCEPTIBLE 

Hoy en día las marcas tienen el potencial de transformar positivamente a las empresas en un contexto en constante cambio

Actualmente vivimos en un mundo donde la diferencia clave entre las marcas reside en lo intangible y perceptible lo que hace que las compañías se enfrentan a desafíos sin precedentes para destacar y prosperar. Por eso, a la misión, la visión y los valores, que marcan las líneas estratégicas que deben orientar el posicionamiento de la empresa en el mercado, se sumó hace años el concepto de propósito: definir cuál es la razón de ser de la empresa, su compromiso con la sociedad y cómo genera valor para sus grupos de interés. Pero, hoy en día, sin embargo, se entiende que solo con el propósito no basta, y se hace necesario hablar en términos de impacto positivo de triple creación de valor: económico, ambiental y social.

Una marca por sí misma tiene potencial para impactar directamente en el negocio, pero Soluble, agencia que nació en 2017 para acompañar a las organizaciones a cuestionarse cómo sus marcas pueden ayudarles a enfrentar los desafíos actuales y cómo lograr sobresalir en un mercado saturado y competitivo, ha defendido el concepto acttaul de “marca” como elemento esencial para ayudar a las empresas a parecer tan buenas como son. Y eso directamente tiene consecuencias sobre cómo las organizaciones que comienzan así a llamar la atención de inversores, fondos de inversión, potenciales compradores y, por supuesto, clientes y audiencia.

En este sentido y según ha afirmado Ismael Barros, CEO y co-fundador de Soluble Studio. “La marca no solo es útil para activar ventas, también para sacar a flote las fortalezas de una organización, alinear a sus personas y poner en valor todo lo que puede ofrecer a sus clientes, pero es cada vez más también un activo de interés para posibles compradores” desarrolla

Por tanto centrarse en la marca y sumarle al propósito el valor económico, ambiental y social. es clave en momentos de transición a nuevas etapas y de crecimiento: a través del branding, tenga la forma que tenga esa estrategia, se preparan a las empresas para ser visibles y reconocidas en su sector pasando a tener presencia y posicionamiento en el mundo.

“Hoy en día las mayores diferencias en las empresas vienen de los intangibles y por eso estamos en contra de medir el branding en cifras y términos habituales de otras disciplinas. El branding lo inunda todo y permea en las distintas áreas: diseño visual, employer branding (capacidad de atraer y fidelizar talento) y percepción de la marca desde fuera” comenta Ismael, acerca de los retos de las marcas hoy.

De esta manera, para seguir contribuyendo al impacto de una marca lo que es necesario medir y reportar es el impacto que la marca genera en las personas y el entorno con sus productos y servicios. Es decir, hay que hablar de tres tipos de medición: de resultados, de satisfacción de los stakeholders a los que estás impactando y la medición de transformación; esa marca, en la medida en que está trabajando, qué transformación está consiguiendo en la sociedad, real, a medio y largo plazo.

Por este motivo, es tan importante que las empresas cuenten y necesiten equipos multidisciplinares, híbridos, que trabajen directamente desde la rentabilidad y la estabilidad hasta la fidelización y la trascendencia. Y es que recordemos que las marcas son lo más importante en una compañía teniendo el potencial de transformar positivamente a las empresas en un contexto en constante cambio.

Seguiremos informando…

NOTICIAS RELACIONADAS

Relacionados Posts

Premiados de la XX edición de 'Los mejores de PR'

Noticias recientes

Newsletter
Logo prnoticias

Suscríbete a nuestro newsletter!

Recibirás nuestro boletín de noticias y contenido exclusivo.