En la Tierra a martes, 21 mayo, 2024

NUEVA TECNOLOGÍA EN EL TRATAMIENTO DE ARRITMIAS INCORPORADA POR HM CIEC

HM Montepríncipe, el primer hospital privado en incorporar el sistema Farapulse

ESTA PERMITE LA ABLACIÓN DE LAS VENAS PULMONARES REDUCIENDO EL RIESGO DE DAÑO A ESTRUCTURAS COMO EL ESÓFAGO O LOS NERVIOS PRINCIPALES

El sistema desarrollado por Boston Scientific consigue la ablación de las venas pulmonares de los pacientes con fibrilación auricular paroxística en menor tiempo, con mayor seguridad y sin perder eficacia

El Hospital Universitario HM Montepríncipe, a través del Centro Integral de Enfermedades Cardiovasculares HM CIEC, se ha convertido en el primer centro de la sanidad privada de la Comunidad de Madrid en disponer del sistema FarapulseTM de ablación cardiaca por campo pulsado para el tratamiento de la fibrilación auricular paroxística (FA).

El sistema desarrollado por Boston Scientific permite una ablación no térmica basado en campos eléctricos para el tratamiento de la fibrilación auricular paroxística sin afectar a otras estructuras circundantes críticas, como el esófago o los nervios principales.

“Este procedimiento que permite llevar a cabo la ablación de las venas pulmonares en pacientes con fibrilación auricular paroxística en menor tiempo que con las energías térmicas (radiofrecuencia y crioablación). También disminuye algunos de los riesgos más serios sin perder eficacia en lo que es benéfico inequívoco para el paciente frente a otros sistemas de ablación”, destaca el Dr. Jesús Almendral, jefe de la Unidad de Electrofisiología Cardiaca de HM CIEC.

Electroporación

Otro de los beneficios que aporta este sistema reside en que, al tratarse se una energía no térmica que ataca el tejido diana mediante la llamada ‘electroporación’, esta es selectiva para el miocardio, afectando en menor grado a los tejidos no cardiacos. “FarapulseTM disminuye riesgos de dañar estructuras adyacentes al corazón, es decir, mejora la seguridad sin disminuir la eficacia. En la actualidad está indicado para ablación de fibrilación auricular paroxística”, destaca el Dr. Almendral.

La ablación es un procedimiento mínimamente invasivo que se utiliza para corregir ciertas anomalías del ritmo cardíaco, como la FA. Durante un procedimiento de ablación se guía un tubo fino y flexible llamado catéter hasta el interior del corazón desde la ingle del paciente. Tradicionalmente, la punta de un catéter de ablación genera temperaturas extremas (calientes o frías) para eliminar el tejido cardíaco objetivo asociado a los latidos irregulares.

El sistema FarapulseTM PFA, sin embargo, se basa en campos eléctricos no térmicos que son selectivos para el tejido. La PFA ablaciona selectivamente el tejido cardíaco sin afectar a otras estructuras circundantes críticas, como el esófago o los nervios principales, un riesgo potencial desafortunado de la ablación térmica estándar. Estos campos eléctricos han demostrado ser muy eficaces para ‘silenciar’ de forma duradera las señales cardíacas anormales, al tiempo que reducen el riesgo de dañar otros tejidos cercanos.

Seguiremos informando…

NOTICIAS RELACIONADAS

Relacionados Posts

Premiados de la XX edición de 'Los mejores de PR'

Noticias recientes

Newsletter
Logo prnoticias

Suscríbete a nuestro newsletter!

Recibirás nuestro boletín de noticias y contenido exclusivo.