En la Tierra a martes, junio 18, 2024

UNA MALA HIGIENE BUCAL NOCTURNA PUEDE AUMENTAR EL RIESGO HASTA EN UN 27%

No cepillarse los dientes puede aumentar el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares

ADEMÁS, LA HIGIENE BUCAL PUEDE ESTAR RELACIONADA CON ENFERMEDADES CRÓNICAS COMO LA DIABETES Y LA OBESIDAD

Las bacterias que se acumulan en la boca durante la noche pueden proliferar y liberar toxinas que tienen un impacto negativo en el sistema cardiovascular a través del torrente sanguíneo. La inflamación, por su parte, juega un papel crucial en este proceso

No cepillarse los dientes, especialmente por la noche, puede aumentar el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares. Así lo afirma un estudio publicado en la revista Scientific Reports, que relaciona el incremento de placa y bacterias en los dientes y encías (lo que provoca periodontitis e incluso pérdida de las piezas dentales) con enfermedades del corazón.

Si esa placa y bacterias no se eliminan correctamente a través del cepillado y el uso de hilo dental, puede endurecerse y convertirse en sarro, lo que conlleva una serie de problemas de salud oral como caries, enfermedades de las encías y mal aliento. Pero, ¿en qué momento esto puede afectar al corazón?

Al parecer, las bacterias que se acumulan en la boca durante la noche pueden proliferar y liberar toxinas que tienen un impacto negativo en el sistema cardiovascular a través del torrente sanguíneo. La inflamación, además, juega un papel importante en este proceso. Por ejemplo, la periodontitis (enfermedad de las encías causada por la acumulación de placa y sarro) puede desencadenar una inflamación que aumente el riesgo cardiovascular al sobrepasar la línea de defensa por parte de estas bacterias que se infiltran hacia el torrente.

La bacteria Streptococcus mutans (asociada comunmente con las caries) puede estar implicada en el desarrollo de enfermedades cardiovasculares. Concretamente, esta bacteria se ha vinculado con la inflamación arterial y el aumento de la presión sanguínea. Estos factores pueden aumentar el riesgo de ataques cardiacos y accidentes cerebrovasculares.

Así, el estudio concluye que una mala higiene bucal nocturna puede aumentar el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares hasta en un 27%. Recordemos que las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte a nivel mundial, por lo que si la higiene bucal tiene capacidad de influir en ellas, es muy importante cuidarla.

Además, se ha observado que la falta de higiene bucal también puede influir en otras enfermedades crónicas como la diabetes y la obesidad. La presencia de placa y bacterias en la boca puede interferir con el control de la insulina, lo que lleva a un aumente en los niveles de glucosa en sangre y, por ende, a un mayor riesgo de complicaciones relacionadas con la diabetes.

El estudio se llevó a cabo con la participación. de 1.675 pacientes hospitalizados de 20 años o más. Esto puede haber llevado a un sesgo de selección, y por ello los propios investigadores encargados del estudio advierten que sería necesaria otra investigación para complementar estos resultados. Sin embargo, tener una buena higiene bucal, sobre todo por la noche, lejos de perjudicar, contribuye a la salud general de las personas.

Seguiremos informando…

Respira y disfruta:

NOTICIAS RELACIONADAS

Relacionados Posts

Premiados de la XX edición de 'Los mejores de PR'

Noticias recientes

Newsletter
Logo prnoticias

Suscríbete a nuestro newsletter!

Recibirás nuestro boletín de noticias y contenido exclusivo.