rss Canal spreaker Canal Ivoox Canal_Itunes Instagram Linkedin Youtube Facebook Twitter

'Cuatro al día' condena a Cuatro y se convierte en el gran lastre de su mejoría

Destacado cuatro al dia audiencias fracaso carme chaparro lastre Carme Chaparro, presentadora de 'Cuatro al día' cuatro al dia audiencias fracaso carme chaparro lastre

Tras firmar un mal arranque de año (llegó a caer a su mínimo histórico en febrero), Cuatro comienza a ver tímidamente la luz. Gracias a la fuerza de Supervivientes y a aciertos como Adivina qué hago esta noche, la cadena de Mediaset ha mejorado ligeramente sus cifras aunque sigue teniendo problemas que debe resolver. El principal se encuentra en sus tardes, que se han convertido en un lastre insalvable debido a los malos datos de audiencia de Cuatro al día.

Tras la cancelación de Noticias Cuatro, el grupo de Fuencarral decidió mantener su apuesta por la información de la mano de Cuatro al día, un espacio con dos versiones: la primera, conducida por Roberto Arce y Marta Reyero, funciona como un informativo tradicional, mientras que la segunda, presentada por Carme Chaparro, es un magacine de casi tres horas.

Más de tres meses después, ambos espacios se mantienen incapaces de levantar el vuelo. En el caso de Cuatro al día a las 14h, su media en este período de tiempo es de un 4,1% de cuota de pantalla y 425.000 espectadores, situando al programa más de un punto por debajo de la media del canal en mayo. Las sensaciones empeoran si se comparan estos datos con los marcados por la primera edición de Noticias Cuatro, que promedió un 6,2% de share y 620.000 fieles en enero y un 5,4% de cuota y 538.000 seguidores en febrero.

chaparro_lastre.jpg

Más sangrante es el caso del magacine que comanda Carme Chaparro, que continúa absolutamente hundido pese a intentar destacar con exclusivas como la de la entrevista a Carles Puigdemont. Desde su debut, el formato promedia un 2,6% de share y 251.000 espectadores, lo que le sitúa como uno de los programas menos vistos de las cadenas generalistas. Estos bajísimos datos llevan a Cuatro al día a perder el duelo contra espacios a los que debería superar sin problemas como los documentales de La 2, los westerns de Trece o las telenovelas turcas de Divinity.

Tras lograr remendar el prime time y mejorar los datos de Todo es mentira, el nuevo reto de Cuatro es levantar sus tardes. La llegada del verano podría favorecer la entrada de nuevos cambios, los cuales son inevitables si el espacio quiere mantenerse en pantalla y no engrosar la lista de fracasos del canal, ya que su situación actual es insostenible a medio plazo.

Seguiremos Informando…

Modificado por última vez: Jueves, 23 Mayo 2019 13:09

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Para saber más sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas , consulte nuestra política de cookies. Acepto las cookies de este sitio.Acepto