lunes, 1 marzo, 2021

Los índices bursátiles se renuevan: ¿qué requisitos son necesarios para entrar en ellos?

  • La incorporación de Tesla al S&P 500 finalmente no se producirá a intervalos; sino que entrará con todas sus acciones al índice
  • Una de las condiciones para formar parte del S&P 500 es haber obtenido unos resultados positivos durante los cuatro últimos trimestres publicados
  • El Ibex 35 tiene en cuenta el efectivo contratado en las acciones de las empresas que solicitan la entrada

Madrid, 4 de diciembre de 2020. Tras el azote del coronavirus, que tumbó las pretensiones de muchas compañías a la hora de colocar sus acciones en los mercados, parece que la recuperación de las bolsas ha reactivado esas intenciones. Mientras Airbnb prepara su salida a Bolsa, la firma de vehículos eléctricos Tesla comenzará a formar parte del S&P 500, uno de los índices bursátiles más importantes de Estados Unidos. La incorporación de la compañía al S&P Dow Jones Index finalmente no se producirá a intervalos, sino que Tesla entrará con todas sus acciones al índice, a pesar de la alta capitalización bursátil de la compañía.

Pero ¿qué requisitos son necesarios para entrar en un índice bursátil? Los expertos de Ninety Nine, el neobroker español que permite invertir en acciones al 99% de la población, explica las claves para que una compañía dé este paso.

En el caso concreto del S&P 500, la primera condición es ser una compañía de Estados Unidos, porque este índice persigue tener las acciones de las 500 empresas más grandes del país. “La entidad candidata debe tener también una capitalización bursátil -valor calculado por el precio agregado de todas sus acciones emitidas- mayor a USD 8.200 millones y sus acciones deben ser también muy líquidas” asegura Adolfo Ximénez de Embun, director de operaciones de Ninety Nine. Además, al menos un 50% del capital no debe ser cautivo (es decir, al menos un 50% de sus acciones debe estar disponible para que las compre cualquiera). Por último, la empresa tendría que haber obtenido unos resultados positivos durante los cuatro últimos trimestres publicados, algo que Tesla cumplió en el segundo trimestre de 2020.

Si nos trasladamos a España, la situación es diferente. El Ibex 35, formado por las 35 empresas más líquidas que cotizan en las cuatro bolsas españolas, no solo tiene en cuenta factores numéricos como, por ejemplo, el efectivo contratado en las acciones de las empresas que solicitan la entrada. También exige el cumplimiento de cuestiones cualitativas, puesto que evalúa la volatilidad de la cotización del precio o que la liquidez del valor es natural y responde a inversiones y desinversiones reales.

Tras analizar las condiciones que exigen ambos índices, Adolfo asegura que “los criterios de selección para formar parte del Ibex 35 son más selectivos, ya que analiza aspectos cuantitativos, cualitativos e, incluso, subjetivos como las posibles consecuencias de la inclusión de un valor en el comportamiento futuro del índice. Así, se puede decir que mientras que el Ibex 35 aporta una visión selectiva de la bolsa española; el S&P 500 muestra la media de las compañías más grandes de Estados Unidos”.

Noticias recientes

Newsletter
Logo prnoticias

Suscríbete a nuestro newsletter!

Recibirás nuestro boletín de noticias y contenido exclusivo.