viernes, 24 septiembre, 2021

¿Te consideras un verdadero seriéfilo? 8 términos que lo demuestran

En pleno invierno y con el toque de queda en vigor, son habituales los maratones de series…¡Aquí tienes el glosario de Babbel para comentar tus series preferidas! 

 Las restricciones de movilidad, el toque de queda y los fríos días de invierno son sinónimo de “mantita y sofá” delante del televisor para disfrutar de un maratón de episodios de las mejores series. Se han convertido en las auténticas protagonistas de la vida cotidiana, hasta tal punto que hablamos con nuestros amigos del cliffhanger del último episodio, discutimos de los posibles giros de una trama, usamos catchphrase y running gag de los personajes más famosos y presumimos de haber hecho un binge racing de los últimos estrenos de los catálogos de nuestras plataformas favoritas. 

Muchos de los términos utilizados para comentar las series proceden del inglés. Por eso Babbel, app de referencia en el aprendizaje de idiomas en línea, ha decidido ayudar a más seriéfilos y crear un glosario lingüístico en el que se recogen las expresiones de la jerga televisiva anglófona que no se pueden pasar por alto.

  • Jump the shark 

Esta expresión, cuya traducción literal es «saltar al tiburón», la emplean críticos televisivos en Estados Unidos para indicar el momento en que una serie televisiva empieza a empeorar, es decir, cuando los productores y guionistas recurren a escenas o tramas inverosímiles, con las que sus seguidores van perdiendo el interés. A menudo sucede con series de larga duración que han agotado todas las historias posibles y tienen pocas ideas nuevas. La frase deriva de un episodio de la serie estadounidense Happy Days/Días felices en el que Fonzie salta sobre un tiburón mientras hace esquí acuático, ataviado con su famosa chaqueta de cuero también en esa ocasión: se trata de una escena que muchos consideran el peor momento de la serie y el inicio de su declive.

  • Cliffhanger 

Se trata de un recurso narrativo en el que el relato concluye con un giro argumental para mantener a los espectadores en suspense hasta el siguiente capítulo o temporada. Literalmente, cliffhanger se refiere a quien «cuelga” (del verbo to hang) de un “acantilado» (cliff), una especie de metáfora para describir ese sentimiento de intriga. Uno de los cliffhanger más recurrentes consiste en emitir al final de una temporada una escena en que uno de los personajes resulta gravemente herido, dejando a los espectadores con el deseo de descubrir si sobrevivirá o no. 

  • Running gag y catchphrase 

Este concepto representa ese chiste que se repite varias veces en un espectáculo televisivo y al que el público le tiene especial cariño. De hecho, running significa “recurrente”, mientras que gag, un término típico del mundo del espectáculo, significa “ocurrencia cómica”. Uno de los ejemplos más conocidos es  el de los numerosos noviazgos de Ross en Friends, sobre los cuales el grupo de amigos bromea en incontables ocasiones a lo largo de las 10 temporadas. Las catchphrase, en cambio, son frases que un personaje repite siempre igual en el curso de varias temporadas, hasta el punto de convertirse en auténticos latiguillos, como en el caso de “It’s going to be legen – wait for it – dary!” de Barney Stinson en Cómo conocí a vuestra madre/Cómo conocí a tu madre o “That’s what she said”, que Michael Scott pronuncia  en la versión estadounidense de The Office.

  • Spin off 

Aunque este término ya es archiconocido por todos, es interesante saber que spin off se traduce como “separación” o “cesión”. En la jerga televisiva, un spin off es una serie que surge a partir de otra, que desarrolla de forma paralela la vida de uno o varios de sus personajes, como, por ejemplo, Sin cita previa o Estación 19, ambos spin-off de Anatomía de Grey, o El joven Sheldon, que narra la infancia de Sheldon, uno de los protagonistas de The Big Bang Theory.

  • Rerun y revival

Rerun es la emisión de un episodio o una serie ya emitida, es decir, el equivalente inglés de «reposición», como ocurrió con Dr. House o Friends, que terminaron hace tiempo pero actualmente están en la programación de los principales catálogos. No debe confundirse con revival, que se refiere al regreso de una serie televisiva años después de su final, como el de Sexo en Nueva York.

  • Cross-over episode 

Un crossover (del inglés to cross over, es decir, “pasar al otro lado”) consiste en unir dos o más personajes de distintas series televisivas en un único episodio, como en el capítulo especial de Padre de familia en el que Peter y el resto de la familia se encuentran con los Simpson. 

  • Binge watching y binge racing

Esta expresión, compuesta por binge (“atracón”) y watching (“visión”), quiere decir ver un episodio tras otro, es decir, una maratón. El binge racing va aún más allá: consiste en hacer exactamente lo mismo con los episodios de una nueva temporada de una serie a veinticuatro horas de haberse estrenado. En 2017 hubo 8 millones y medio de binge racer y la serie más vista fue Las cuatro estaciones de las chicas Gilmore.

  • Spoiler

Esta es, posiblemente, el término que más ha calado en la jerga. El término spoiler deriva del inglés to spoil, que significa literalmente “estropear”. Hace referencia a una información que revela la trama, el final o un momento destacado de una película o de una serie, de forma que verla pierde interés. De aquí la expresión spoiler alert, cuya traducción es “alerta de spoiler”, y que viene a indicar que a partir de ahí, la información que se va a dar en un artículo, un blog o un post en las redes sociales podrían estropear el disfrute de la película, episodio o serie en cuestión para quien todavía no los haya visto. 

Las novedades de las redes sociales

En Internet también surgieron algunos neologismos vinculados al mundo de las series de televisión. Además del ya habitual Netflix and chill, existe por ejemplo mansurfing, que se aplica en la situación en que un hombre considera que el mando a distancia es de su exclusiva propiedad y decide solo él qué ver. Por su parte, la palabra netfickle, derivada de unir Netflix y fickle (“inconstante”), describe a las personas que dejan de ver una serie a los pocos minutos de haber empezado a verla, sin darle ninguna oportunidad. Además, hay un término para quienes se consideran expertos en un tema determinado tras haber visto un documental: overnight flexpert (que sería algo así como “experto de Netflix de la noche a la mañana”). 

Las series adecuadas para el aprendizaje de idiomas

Las series también son grandes aliadas para practicar idiomas si se ven en el idioma original. “Ver las series en su versión original es una forma ideal de ampliar el vocabulario y memorizar nuevas expresiones. Y por si no fuera suficiente, esta actividad aumenta notablemente nuestra motivación, lo que nos permite afrontar el estudio con mucho  más entusiasmo y com poco esfuerzo. Además, permite una mejora progresiva de la comprensión: el oído se habitúa gradualmente a los sonidos del idioma que se aprende, a la pronunciación de las palabras, a los diversos acentos y a los distintos registros. Con cada serie nos sumergimos en otras culturas y en nuevos contextos específicos de uso de una lengua. Por lo tanto, a menudo podemos experimentar ese idioma en situaciones cotidianas, algo particularmente útil”, afirma Charlotte Grandbarbe, redactora en jefe del equipo de didáctica de Babbel.

Así pues, no es sorprendente que, según un estudio reciente de Babbel, más de la mitad de sus usuarios utilicen, además de Babbel, películas y series televisivas para mejorar sus competencias lingüísticas.

Noticias recientes

Newsletter
Logo prnoticias

Suscríbete a nuestro newsletter!

Recibirás nuestro boletín de noticias y contenido exclusivo.