domingo, 22 mayo, 2022

PARA MARCAS CUYO PRODUCTO ESTÁ ASOCIADO AL PLÁSTICO, EL RETO ES MAYOR 

Guiomar Uriarte: “Es fundamental que el consumidor se sienta parte de la cadena de economía circular”

DESDE PRNOTICIAS.COM HEMOS ENTREVISTADO A GUIOMAR URIARTE, DIRECTORA DE MARKETING Y COMUNICACIÓN PARA ESPAÑA Y PORTUGAL DE COFRESCO, CON MARCAS COMO ALBAL, HANDY BAG Y MELITTA

“Con respecto al plástico, el consumidor ha cambiado su mentalidad. Veníamos de una mentalidad ‘cero plástico’, sin embargo, hemos visto su enorme utilidad durante la pandemia”

Sostenibilidad, esa palabra que a diario escuchamos y pronunciamos, está siendo una fortuna para algunas empresas y un dolor de cabeza para otras. Para las marcas que trabajan con insumos, productos o servicios 100 % naturales es probablemente sencillo, pero ¿qué pasa con aquellas que su producto es y está asociado, precisamente, al plástico? ¿Cómo están haciendo para cumplir con los objetivos de sostenibilidad?

La marca Albal puede ser un buen ejemplo. Recientemente ha anunciado su avance en sus objetivos de sostenibilidad aumentando hasta el 70% el material reciclado en sus productos plásticos. Dice ser pionera en este proceso, con una transformación que inició en 2019, cuando empezó a fabricar con un 15% de material reciclado. Pero desde PRNoticias.com hemos querido saber más, tanto del proceso como de la forma en comunicarlo.

Para ello, hemos entrevistado a Guiomar Uriarte, Directora de Marketing y Comunicación para España y Portugal de Cofresco, con marcas como Albal, Handy Bag y Melitta. El reto que supone cumplir con los objetivos de sostenibilidad para marcas con la suya y los cambios en los hábitos del consumidor en este sentido, es un tema que da para mucho…

-¿La pandemia ha hecho que los hábitos del consumidor hayan cambiado de forma acelerada o apenas ha influido en la manera de consumir en España?

-Hay varios elementos que han acelerado cambios en el consumidor en este tiempo. Cada vez más personas están interesadas en los productos que compran, en el origen, el proceso de fabricación y la eliminación del producto tras su uso. El saber por dónde ha pasado su producto, el empaquetado y sus componentes ha cobrado relevancia por la alerta sanitaria. En lo que a nuestros productos se refiere, hemos visto que el desinfectar y el aislar ha sido y es una necesidad que se ha cubierto con nuestros productos de manera espontánea. Así, durante los momentos más difíciles, hubo donaciones a hospitales de EPIs hechos de bolsas de basura, el film sirvió para aislar ambulancias en el traslado de pacientes y realmente la gente se dio cuenta de la utilidad del plástico y de la necesidad de integrarlo en la economía circular para poder alcanzar altos niveles de reciclaje.

-¿Qué hábitos ha cambiado el consumidor tras la pandemia?

-La pandemia ha trastocado y cambiado varios aspectos del día a día de los consumidores, aunque ya estamos volviendo a las viejas costumbres. Distancia social, el uso de mascarillas, una mayor higiene y ventilación tanto en hogar como en lugar de trabajo, cierto recelo a la cercanía física en los sitios públicos, etc. Aunque durante los peores meses de la pandemia y el confinamiento, la preocupación por la sostenibilidad y el medio ambiente quedaron relegados a un segundo plano, pues primaba la higiene y la seguridad, nos hemos dado cuenta de lo frágil que es el planeta, de lo fácil que se puede trastocar todo, algo impensable, que una pandemia pudiese paralizar el mundo entero, vimos aparecer los jabalíes por la ciudad, los animales campaban libremente, y esto creo que nos hizo reaccionar, y darnos cuenta de lo invadida y maltratada que tenemos a la naturaleza. Aunque el consumidor ha podido ver que hay elementos de protección de la salud, sobre los que no debemos discutir, su producción y reciclaje deben estar organizados y aquí empieza a cobrar fuerza y a entrar en la mente la idea de la economía circular.

-¿Cuál de esos hábitos ha llegado para quedarse?

-Hay muchos hábitos que se están perdiendo y volvemos a nuestras costumbres de siempre, como puede ser el tema de la higiene y el distanciamiento físico. Aunque es curioso observar que todavía mucha gente lleva la mascarilla incluso por la calle y en espacios abiertos, una parte del cuidado sigue ahí. Una vez nos hemos podido relajar, gracias a las vacunas y a un mayor conocimiento del virus, los consumidores han retomado la preocupación por nuestro planeta, y son muchas las marcas que han entendido la importancia del respeto por el medio ambiente y el uso sostenible de los recursos. Los fabricantes y distribuidores han comprendido que es una obligación y una necesidad ofrecer productos y soluciones sostenibles a los consumidores, que ya no es un valor añadido, si no una demanda.

-¿Y con respecto al uso del plástico?

-Con respecto al plástico, el consumidor ha cambiado su mentalidad acerca de su uso. Veníamos de una mentalidad, diría, “cero plástico”. Sin embargo, hemos visto su enorme utilidad durante la pandemia y se ha entendido que es necesario para muchas cosas, pero con la necesidad de hacer de él un uso racional e integrarlo en la cadena de reciclaje. Es fundamental que el consumidor se sienta parte de la cadena de economía circular que se basa en los pilares de reutilizar, reciclar y reducir. Todos tenemos que poner nuestro granito de arena: gobiernos, fabricantes y consumidores.

-¿En cuál hábito tenemos que insistir?

-Para mí lo más importante es el considerar el plástico como un recurso. Antes de la pandemia había cierta tendencia a evitarlo sin sentido. Ahora vemos que se trata de hacer de él un uso racional. Se ha entendido la necesidad de integrarlo en la economía circular para poder alcanzar altos niveles de reciclaje e incorporarlo a la producción como venimos haciendo con el papel o el vidrio. Para ello es imprescindible educar a las generaciones en su uso responsable.

-¿Con cuál hábito nace ya esta generación?

-Creo que la sensibilización por la gestión de los residuos es algo que viene con las nuevas generaciones, pero creo que no debemos focalizarnos solo en un tema generacional. Para ser franca, hay personas egoístas, y no importa la edad, para las que el respeto por el medioambiente, la limpieza y los recursos es inexistente. Lo que sí es cierto es que en las futuras generaciones no habrá excusa porque tanto sus padres como el modelo educativo lo han venido enseñando desde hace años. Sin duda, habrá cada vez más diferencia entre los perfiles que tienen integrado en su cabeza la economía circular de aquellos que desechan de cualquier manera.

-Hábitos y sostenibilidad, ¿qué tan difícil es adaptarse a los nuevos
retos?

-La base está en las personas que lideran con su ejemplo dentro y fuera de las empresas. La coherencia entre el decir y el hacer. Existe la tentación de comunicar sin actuar, y esto penaliza. En el entorno de la sostenibilidad lo que cuenta es el liderazgo natural, esto es, aquellos que con su compromiso arrastran al resto hacia esos objetivos. Cuántas más personas comprometidas más fácil afrontar retos.

-¿Qué ha hecho Albal hasta ahora para cumplir sus objetivos de
sostenibilidad?

-Tenemos la intención de desarrollar aún más nuestro compromiso con la sostenibilidad y estamos en el proceso de integrarlo sistemáticamente en nuestra estrategia comercial. Hay que tener en cuenta que la sostenibilidad es un proceso continuo. Por eso vemos que los conceptos y objetivos que hemos desarrollado para el futuro son solo pasos intermedios, que, tan pronto como se consigan, tendrán que desarrollarse aún más. Albal, la marca líder en soluciones sostenibles para la conservación, congelación y preparación de alimentos en el hogar, avanza en sus objetivos de sostenibilidad aumentando hasta el 70% el material reciclado en sus productos plásticos. En su film transparente, el camino de incorporar materiales reciclados comenzó en 2019, cuando se empezó a fabricar con un 15% de material reciclado. El objetivo del grupo Melitta es que, para 2025, todos los productos de las marcas Albal, Handy Bag y Melitta, se fabriquen siguiendo los principios del Compromiso Global de la Nueva Economía Circular de la Fundación Ellen MacArthur. Esto supone que, el 100% de sus productos se producirán a partir de materias primas renovables, recicladas o sostenibles, y que la producción se lleve a cabo de una manera respetuosa con el medioambiente y ahorrando recursos.

-¿Cuál es el principal reto de Albal para seguir cumpliéndolos?

-Son numerosos y cambiantes los retos que afrontamos. Por mencionar alguno de ellos, queremos trabajar junto con otras entidades para lograr un mayor impacto: solo cuando todos son conscientes del propósito de nuestros objetivos de sostenibilidad podemos realmente lograr un progreso sustancial, y hacerlo juntos supondrá un mayor impacto conjunto. Por otra parte, dado que una proporción significativa de nuestros productos están hechos de plástico, consideramos nuestro deber el contribuir a combatir la contaminación por plásticos en los mares y en la tierra. Estamos comprometidos con la reestructuración de la producción y el reciclaje de plásticos. Nos hemos fijado el objetivo de implementar consistentemente el principio de la economía circular en nuestras gamas de productos plásticos.

-¿Y el de los consumidores?

-En cuanto a los consumidores, la sociedad está evolucionando muy bien. Hay un estudio de Kantar que ha identificado a un 25% de los consumidores como “ecoactivos”. Esto significa que están comprometidos y reciclan todo. Así, en apenas dos años, este grupo ha pasado de representar un 16% en 2019 a llegar al 22% en 2021. Luego están los llamados de los “ecoconsiderados” que ocupan un 40% y que comparten la preocupación del grupo anterior, pero hoy por hoy no actúan en consecuencia, principalmente por tema de comodidad y precio. Por último, están los que podríamos denominar ”ecopasotas” dentro del estudio que suponen un 38% de la población y que principalmente se escudan en que su aportación individual no sirve de nada. Por eso es importante una mayor involucración y esfuerzo por parte de todos, y conseguir cambiar los hábitos y costumbres. Paso a paso y todos juntos, sí podemos conseguir un mundo más sostenible y cuidado para las futuras generaciones.

Seguiremos comunicando…

Noticias recientes

Newsletter
Logo prnoticias

Suscríbete a nuestro newsletter!

Recibirás nuestro boletín de noticias y contenido exclusivo.