miércoles, 22 septiembre, 2021

CHINA, EE.UU. Y LA UNIÓN EUROPEA VS AMÉRICA LATINA

El presidente de LLYC analizó las relaciones de Latinoamérica con las grandes potencias mundiales

El primero de septiembre en su acostumbrado artículo semanal, el presidente y cofundador de Llyc, José Antonio Llorente analizó las relaciones actuales de América Latina con las grandes potencias mundiales. Esto incluyendo a la Unión Europea.

En el citado escrito, el presidente de Llyc señaló que actualmente China y EE. UU. son los únicos países que mantienen la disputa por el liderazgo de esta nueva era. Además son los únicos que cuentan con recursos suficientes y capacidad para ofrecer bienes públicos globales e impulsar proyectos de alcance planetario. De esta manera, América Latina es uno de los escenarios, donde ambas naciones pretender demostrar su poderío a su favor.

Según Llorente, América Latina no tendría por qué entregarse a una de las dos potencias, para apalancarse en su desarrollo. El empresario expresó: «ante este planteamiento surge otra posibilidad, una tercera vía. La misma hunde sus raíces en la propia historia de América Latina, su cultura, sus valores: ahí está Europa. Nuestro continente siempre está presto a apoyar a una región con la que comparte sus mismos principios. Además con la que forma parte de ese Occidente en forma de vida y aspiración social«.

CHINA VS ESTADOS UNIDOS…

Desde principios del siglo XXI, China ha redoblado su presencia económica y política en América Latina. Dicha situación despierta la preocupación por parte de los EE. UU., tradicional aliado de la Región, en su doble faceta de “apoyo y guardián”, dependiendo de la ocasión. 

En este sentido, EE. UU. sigue siendo el mayor socio comercial de la Región, aunque China es el segundo. Del 2002 al 2019, la participación de EE. UU. en el comercio de la región disminuyó. Sin embargo, en el caso chino, la tendencia ha sido la opuesta, con un crecimiento sostenido. Si en 2002 América Latina le vendía a China el 2 % del total exportado, en el 2019 su participación subió al 12 %. Igual comportamiento tuvieron las importaciones, pues la participación de China en las compras de la Región pasó de casi el 4 % al 18 % en ese mismo periodo de tiempo.

China se ha convertido en el gran prestamista de la Región. Se calcula que entre 2005 y 2018, China prestó alrededor de 150 000 millones de dólares a América Latina.

Según Llorente inicialmente las acciones chinas iban dirigidas a aprovechar oportunidades comerciales, sin embargo, desde el 2013 se convierte en una verdadera Política de Estado. Ello debido a que América Latina entra dentro de las regiones cualificadas para la “Nueva Ruta de la Seda»: «la ambiciosa estrategia lanzada por el presidente Xi Jinping para expandir proyectos de infraestructura e inversión en el mundo» apuntó.

Es en este contexto cuando se definen dos sectores atractivos para las inversiones chinas en América Latina:  transportes y energía.  Como ejemplos de envergadura, destacar el proyecto chino de ferrocarril transcontinental que conectaría la costa del Pacífico de Perú con la del Atlántico de Brasil, a través de Bolivia. En el sector energético, no es menor la presencia de las empresas estatales chinas State Grid y Three Gorges en redes eléctricas, centrales y parques eólicos en Chile, Brasil, Ecuador, Bolivia y Perú.

China además ofrece a los países latinoamericanos un espacio de comercio, inversiones y cooperación no solo a nivel estatal, sino directamente vinculado con sus universidades, empresas públicas y, lo que parece más relevante, las propias provincias chinas.

Por otro lado, el presidente de Llyc explicó la reacción de EE.UU. ante la situación: «resulta casi enternecedor el lanzamiento del programa América Crece . Esta es una iniciativa norteamericana lanzada en 2018 en un intento de contrarrestar la Nueva Ruta de la Seda china, con la presencia del U.S. International Development Finance Corp. Ello para promocionar la inversión privada en Latinoamérica e incluso con la presencia de Ivanka Trump en Paraguay para lanzar las ayudas del U.S. Overseas Private Investment Corp«.

Para José Antonio Llorente el panorama está muy claro: «en la reciente visita a Europa este año 2021, con ocasión de la Cumbre del G7, el presidente Biden dejó muy claro cuál es en estos momentos su principal preocupación en el ámbito internacional: sin duda, China. No sorprende que el desafío de China fue mencionado 3 veces en el comunicado final del G7 e incluso se coló en la resolución de la OTAN a la que el presidente norteamericano acudió tras el encuentro del G7«.

ACTUACIÓN DE LOS TITANES ANTE LA PANDEMIA EN LATINOAMÉRICA

Para Llorente este es un momento clave que China no ha desaprovechado para asumir un papel más importante en Latinoamérica. A través de su programa Ruta de la Seda de la Salud, China estaba cooperando con todos los países de la Región en el acceso a mascarillas y productos sanitarios de primera necesidad. Asimismo, «su propia vacuna, Sinovac, fue ofrecida a varios países, como en el caso de Chile, donde ha sido una de las vacunas más empleadas. Es la diplomacia de la vacuna en toda su expresión«. 

EUROPA, ¿EL AVE FÉNIX?

Según el actual Ministro de Asuntos Exteriores de España, José Manuel Albares la presencia de la Unión Europea en América Latina es inevitable y están obligados a entenderse pues no existe una zona más “eurocompatible” que Latinoamérica. Esto no solo hay que sustentarla en elementos clave del pasado sino pensando también en elementos de futuro.

Por su parte, para el presidente de Llyc, José Llorente: «Para la Unión Europea, la presencia de China en América Latina no debería ser motivo de inquietud, sino una oportunidad que también contribuya al avance de los pueblos latinoamericanos. Los europeos tendrán que decidir cuándo China es un verdadero aliado en el que confiar y cuándo es un competidor sistémico»

LA UNIÓN EUROPEA

Sin embargo, la actividad de las Delegaciones de la Comisión Europea en las principales capitales latinoamericanas es desconocida a nivel general e incluso por las propias élites gobernantes. 

A juicio de Llorente: «la Unión Europea tiene su espacio en el ámbito latinoamericano. Ello aportando su credibilidad y confianza, mostrando su experiencia en la cohesión social. Además en su capacidad de influir en los cambios políticos«.

El escenario y las condiciones están servidas…

+ de 21 AÑOS diciendo

Seguiremos informando…

Noticias recientes

Newsletter
Logo prnoticias

Suscríbete a nuestro newsletter!

Recibirás nuestro boletín de noticias y contenido exclusivo.