jueves, 3 diciembre, 2020

Díaz Ayuso reabre su guerra contra Telemadrid por un tweet de su director de comunicación

La guerra que mantienen Isabel Díaz Ayuso y Telemadrid no cesa ni en tiempos de aislamiento por coronavirus. El último capítulo de dicha batalla se escribió este miércoles y estuvo protagonizada por Daniel Forcada, director de Comunicación y Marketing de RTVM, que realizó un comentario en su cuenta personal de Twitter que no gustó nada a las altas instancias de la administración autonómica.

Coincidiendo con el discurso de Felipe VI, se había convocado una cacerolada a las 21:00 horas a través de las redes sociales para exigirle a Juan Carlos I que donase a la sanidad pública la supuesta comisión ilegal de 100 millones de euros que habría cobrado de Arabia Saudí. Forcada se hizo eco de esta acción en su perfil de Twitter y publicó un vídeo en el que se podía observar a algunos vecinos sumarse a esta protesta a través de sus balcones. “Los ciudadanos le dan la espalda a la monarquía. El termómetro de la institución está al rojo vivo”, añadió el dircom.

Pocos minutos después, la cuenta oficial de la Comunidad de Madrid quiso señalar públicamente que el mensaje de Daniel Forcada no era compartido por la institución.“La Comunidad de Madrid no comparte en absoluto la opinión de Telemadrid de que los ciudadanos le den la espalda a la Monarquía ni que el termómetro sobre el Rey esté al rojo vivo”, indicó el organismo adjuntando un pantallazo del mensaje del directivo, que borró el tweet original.

Ante el revuelo generado, Forcada decidió mostrar su arrepentimiento por el mensaje, asegurando que no había sido “ni acertado ni oportuno”: “Pido disculpas a quien se pueda haber ofendido por un tweet personal que no ha sido acertado ni oportuno y que por eso borré hace horas. Un hecho puntual no se puede generalizar como la opinión de la ciudadanía. Un tweet que en absoluto corresponden a la opinión de RTVM”.

La polémica generó dos bandos: por un lado, aquellos que consideraban que el director de comunicación de una corporación pública no podía lanzar ese tipo de mensajes desde su cuenta personal; por otro, los que aseguraban que se trataba de un nuevo ataque de Díaz Ayuso a la directiva de Telemadrid, con la que ha mantenido varios enfrentamientos, y que Forcada simplemente se había limitado a mostrar una opinión personal sin entrar en faltas de respeto.

Dentro de la primera facción se situaron Cristina Seguí, periodista y expresidenta de Vox en Valencia, o Carmen Sastre, exdirectora de Informativos de TVE entre 2014 y 2018. “Estoy impresionada. ¿Cómo puede decir esto el dircom de Telemadrid? ¡Un alto directivo de una televisión pública! Por menos han tenido que dimitir otros cargos. ¿Y este?”, se preguntó la comunicadora.

El descontento por la reacción de la Comunidad de Madrid lo lideró Hugo Martínez Abarca, diputado de Más Madrid en la Asamblea, que afeó al organismo que utilizase un perfil institucional para lanzar ese tipo de mensajes: “Estaría bien que para opiniones políticas uséis las cuentas personales como ha hecho Daniel Forcada y dejéis de apropiaros las redes oficiales como queréis hacer con Telemadrid. Para saber lo que opina la ciudadanía sobre la monarquía hay una solución: se le pregunta”.

 Sede_de_Radio_Televisión_Madrid,_en_la_Ciudad_de_la_Imagen,_Pozuelo_de_Alarcón,_(Comunidad_de_Madrid) (1) (1).jpg

Un enfrentamiento que viene de lejos

Desde que accedió el poder, Díaz Ayuso nunca ha escondido que considera a Telemadrid un servicio no esencial para la población de la región. “Ahora mismo, en un momento en el que tenemos grandes fragmentaciones de la audiencia, donde tenemos televisiones de pago, audiencias fragmentadas por internet, dónde los jóvenes prácticamente no lo consumen, dónde tenemos HBO, Netflix, etc. Tenemos una gran fragmentación de la oferta informativa y televisiva (…) Lo que tenemos que hacer es procurar los mejores servicios públicos con los menores impuestos teniendo en cuenta que una televisión como Telemadrid son 80 millones de euros al año y lo sufragan los ciudadanos”, llegó a asegurar.

Pero, más allá de cuestiones económicas, la responsable de la Comunidad de Madrid ha dejado en el aire varias veces la continuidad de Telemadrid, destacando que no está conforme con ser la “única presidenta autonómica y nacional que tiene una televisión que le es crítica. Ante esta serie de afirmaciones en contra del ente, José Pablo López, director general de RTVM, se vio obligado a recordarle a la dirigente popular que “las radios y televisiones públicas nunca podrán ser sustituidas por Netflix o HBO. Es una cuestión de calidad de nuestra democracia. Disponer de una información neutral y no mediatizada por intereses económicos o partidistas es, más que nunca, una necesidad básica”.

Cabe destacar que el malestar contra la dirección de Telemadrid no es exclusivo de Díaz Ayuso sino que se extiende por todo el PP madrileño. Sin ir más lejos, Almudena Negro, miembro de la Comisión de RTVM, le reprochó en sede parlamentaria a José Pablo López su falta de lealtad con el ejecutivo autonómico: “Si usted fuera leal con el gobierno para el que trabaja, la izquierda que la legislatura pasada le ponía verde no estaría hoy haciéndole la pelota aquí”.

Seguiremos Informando…

Noticias recientes

Newsletter
Logo prnoticias

Suscríbete a nuestro newsletter!

Recibirás nuestro boletín de noticias y contenido exclusivo.