redes sociales rss linkedin google+ youtube facebook twitter kioskofree

Mediaproducciones tiene una deuda de 1.250 millones de euros. Gol TV ha perdido 33 millones en tres años y Público acumula un desequilibrio de 62 millones en cuatro años. Son las cifras de los principales negocios de Jaume Roures, que han nacido al calor del gobierno de Jose Luis Rodríguez Zapatero.

 

 

La compra de los derechos del fútbol pagando cifras astronómicas a los clubes (1.200 millones al Real Madrid y otros 1.000 al FC Barcelona, entre otros), fue la gran apuesta de Jaume Roures para elevar sus productoras al nivel de perio mediático. De esta manera, nacieron laSexta, Gol TV y Público, la prera participada junto a Globomedia y las dos últas de propiedad exclusiva del empresario catalán.

 

El objetivo de Roures y de sus avales políticos era crear un perio mediático afín al Zapaterismo para perpetuar su legado político y distanciarse de la antigua izquierda política y mediática representada el Felipismo y el Grupo Prisa. La idea no era mala y durante los preros años funcionó. La millonaria inversión era arriesgada, pero la apuesta era rentabilizar beneficios en el largo plazo.

 

Pero llegó la crisis económica y lo tumbó todo. La inversión de publicidad se redujo drásticamente y el PSOE y Zapatero comenzaron a perder todo su tirón entre los votantes. El actual Presidente de Gobierno renunció a presentarse a la reelección casi al mismo tiempo que se comenzaron a conocer la deficitarias cuentas de todas las empresas de Roures, compañías, muchas de ellas, que nunca lograron ser rentables y otras que han debido entrar en concurso de acreedores.

 

Y es que las cifras son escalofriantes. En los cuatro años que lleva de vida Público ha registrado pérdidas de 62 millones de euros y acumula una deuda de 19 millones de euros hasta el año 2009. En resumidas cuentas el diario nunca ha sido rentable y jamás ha dado beneficios desde que está en la calle. Es más, su viabiliad está en entredicho después de que hayan anunciado un ERE –que de momento de negocia para reducir urgentemente costes de plantilla.

 

La situación es silar a Gol TV, el canal llamado a generar los ingresos del perio mediante la explotación de los costosos derechos del fútbol, generó 33 millones de euros en pérdidas entre 2008 y 2009. El problema es que Gol TV está estancada en los 300.000 abonados en TDT de pago, demostrando el fracaso de una plataforma que hasta hace un año era considerada vital para la supervivencia de la cadena de fútbol pago.

 

Pero no es lo único, la Sexta, participada parcialmente Mediapro, tampoco ha registrado beneficios desde su fundación hace más de cinco años. En 2008, cuando la crisis aún no se había desatado completamente, La Sexta ya acumulaba unas pérdidas de 359,1 millones de euros, que ha llegado hasta los 436 millones a finales de 2009. Y en los sucesivos años las cosas no han ido mucho mejor. Es más, desde hace unos meses se viene especulando con que su accionistas de referencia: Televisa quiere vender 40% de participación en unos 200 millones de euros, lo que valoraría la empresa en unos 500 millones. En el mercado está instalada la idea de que la única vida de salvación para la cadena, es la fusión absorción con Antena 3.

 

Toda esta serie de catastróficas desdichas financieras se resume en las elevadas pérdidas y la millonaria deuda de Mediaproduccion SL, la filial de derechos detivos de Mediapro. En 2009 perdió la friolera de 49 millones de euros. En cuanto a su deuda es de 1.250 millones de euros entre el Pasivo Corriente y el no Corriente. Los últos datos disponibles en el Registro Mercantil –año 2009 indican que a diciembre de este año el Pasivo no corriente era de 530,13 millones de euros y el Pasivo corriente –que sí se paga en el año en curso del balance era de 720,74 millones de euros.

 

En diciembre de 2010, Mediaproducciones SL cuyo administrador único es Jaume Roures, anunciaba un acuerdo con sus acreedores que contemplaba el pago íntegro de la deuda ordinaria en un plazo de 35 meses, hasta noviembre de 2013. Con ello, la compañía anunció que podría abandonar el concurso de acreedores en el que se encontraba desde junio del año pasado.

 

Seguiremos Informando…

 

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Para saber más sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas , consulte nuestra política de privacidad. Acepto las cookies de este sitio.Acepto